Breton y Alexis, Lima La comunidad menos comunicativa de la noche

Gran parte de la esperanza de lo que Chile puede hacer en Lima se basa en la asociación sin precedentes de Alexis Sánchez y Ben Breton. Ambas perspectivas nunca han jugado juntas para la selección nacional. El momento más cercano que tuvieron para hacerlo fue en los cuartos de final de la Copa América, ante Brasil. Sin embargo, Boy Wonder fue titular en ese juego y el nacido en Inglaterra se fue al banco. Curiosamente, dada la lesión del jugador del Inter, el jugador de Blackburn lo reemplazó. Entonces, la expectativa de ver a esta pareja juntos era muy alta. Sin embargo, los resultados fueron decepcionantes.

En los primeros minutos, La Rose ganó protagonismo. Breton era muy activo al borde de la hiperventilación. Él apuñaló en el frente del ataque e incluso hizo acusaciones, y Alexis llevó el mango un poco demasiado lejos como un obstáculo. La primera combinación de los dos se produjo en el minuto 10, trayendo mucho peligro al área peruana. Ambos disfrutaron de la dureza de defensores y centrocampistas locales, principalmente Togopilano, que recibían un puntapié por cada golpe.

A los 32 años, Ben le tiró un balón a Alexis, quien lanzó un contraataque sin mayores consecuencias. Luego, tras el gol peruano, el ex jugador del Barcelona intentó tomar la iniciativa, pero sin la precisión habitual. De hecho, falló dos bolas que salieron rápidamente del remake. Al final de la primera parte ambos jugadores se vieron con el desequilibrio o la decepción de la desventaja sin posibilidad de incorporarse de la forma esperada.

Además, la entrada de Felipe Mora buscaba darle más compañía a Breton, mientras que el cuadro de Ricardo Carreca buscaba refugio y quería marcharse cuanto antes. Sánchez aún estaba lejos e ineficaz en la ejecución. Probó un par de centros para su eco-socio, pero sin mucha precisión.

READ  Parodia de BDS traspasa fronteras en "Mi barrio": escritor coreano critica megaproyecto | TV y programa

Ya 2-0 arriba, capturado por el inmediato frenesí de la derrota, Martín Lazarde envió al campo a Diego Valdés y al debutante Joaquín Monticinos. Mientras tanto, Alexis intenta resolver el desastre a su manera, pero la marca ordenada del lugar complica aún más su intención de seguir prosperando. En ese momento, el naufragio bretón en esa zona. Bien tomado, muy chiquito y sin una ventaja de balones, el delantero de ascendencia británica no se acerca ni un centavo deslumbrante al campeonato de Inglaterra semana a semana, y fue sustituido por Luis Jiménez, a los 78 at.

En cuanto a números, el delantero de 22 años golpeó el balón 19 veces, haciendo cinco de 10 pases, sin pegar duelos aéreos ni al suelo. Tampoco falló 13 veces el balón, aunque en su mayor parte lo aprovechó al máximo.

En el caso del 7, su significación fue muy alta, pero sin desequilibrio cerca de esa zona. Golpeó la pelota 85 veces, hizo 37 (67%) en 55 pases, conectó ocho de 17 duelos en el suelo y envió con éxito cuatro bolas de profundidad. Terminó una vez fuera y su tiro fue bloqueado en otra ocasión. Sin embargo, perdió el balón 31 veces. Ha demostrado su talento en varias ocasiones, pero está lejos de ser donde más se le admira.

La victoria del dúo ni siquiera estuvo cerca de cumplir con las expectativas y el pequeño contacto entre ambos derrotó el plan de ataque del altamente cuestionable Martin Lazarde, jugando el futuro de un proceso que ya es alto en los próximos dos juegos montaña arriba.

READ  30 Best Ruedas Para Carretillas para ti

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta

TrasElBalon